Hay tendencias tradicionales, y luego hay tendencias que nos dejan con la boca abierta por lo diferentes que son a lo que hemos visto hasta ahora. Pues la tendencia de la que te quiero hablar hoy, es de las segundas.

Nos llega directita desde EEUU (que ya sabes que allí discretitos, lo que se dice discretitos en las bodas, no lo son mucho), y allí la llaman wearable flowers, que no es otra cosa, que ponerse flores frescas como si de un accesorio más se tratara.

No, no estoy hablando de los típicos accesorios de flores que todo el mundo conoce, como los tocados (que ya te conté aquí que este año se llevan grandes) o los ramos de flores. Me refiero a usar arreglos florales como collares, ligueros, e incluso estolas.

Así que toca olvidarse de accesorios convencionales, y cambiarlos por otros más naturales. Ahora ya no es suficiente con llevar un ramo de flores, hay que ponérselas.

Te voy a enseñar un montón de ideas sobre como llevar esta tendencia, pero desde luego, lo que quiero dejar claro desde ya, es que no es una tendencia para novias tímidas. Son piezas para llamar la atención y decir “aquí estoy yo” de una forma muy original.

Si te gusta nuestro blog, ya sabrás que a nosotras nos encantan los toques en el look con personalidad, por eso queremos compartir esta tendencia contigo, porque nos parece algo super sorprendente y especial, si te atreves con ello.

Además, ahora que viene el veranito, ¿qué mejor época que para llevar toques de naturaleza en tu look?

Flores en el vestido, el velo, o los zapatos

Esta es una de las formas de llevar las flores más directa, ponerlas directamente en tu vestido, tu velo, o incluso en tus pies.

Esto ofrece posibilidades infinitas, y los resultados son super románticos. Vestidos que parecen sacados directamente de un cuento de princesas, velos que parecen hechos por hadas del bosque, o zapatos con los que parece que estes andando sobre un campo de flores.

Mi favorito, el velo con las flores al final de la cola.

 

 

 

 

.

Flores como accesorios

Este sería el siguiente nivel, que no por ello menos arriesgado, de hecho, me parece que es incluso más llamativo.

He encontrado una maravilla de accesorios hechos de flores, desde ligueros, pasando por hombreras, hasta estolas hechas completamente hechas de flores.

Una de las cosas que más me han gustado, a parte de la estola de rosas que me parece una preciosidad, han sido las tobilleras y “sandalias” hechas de flores, me parecen ideales para las bodas más bohemias en la playa.

¡Incluso hay ideas para ellos! ¿Quién ha dicho que los novios no pueden sumarse a las últimas tendencias?

 

 

 

.

Flores como joyas

Llegamos a la categoría que más me ha llamado la atención. Sí, muchísimas joyas tienen flores, pero seguro que no como estas. Estas son joyas que nada tienen que ver con los delicados pendientes de perlas.

Pero llegados a este punto, seguro que ya te has dado cuenta, que esta tendencia no va de discreción.

De hecho, me metí de lleno en esta tendencia, gracias a un collar de flores, concretamente de cactus (como buena cactus lover). Nunca se me habría ocurrido que alguien pudiera crear accesorios así, y me parecieron maravillosos por lo únicos que eran.

La verdad es que llevando cualquiera de estas joyas, ya te puedes tener claro que van a ser el centro de atención de tu look, pero son tan bonitas que no importa.

Yo ya me he hecho un album en pinterest lleno de joyas de flores, sobre todo collares, porque me han enamorado.

 

 

 

 

.

.

Hasta aquí mis piezas favoritas de esta nueva tendencia que nos ha llegado en 2019.

Tienes que contarme que te ha parecido. ¿Demasiado atrevida, o a ti también te ha enamorado?

Ya sabes que te espero siempre en en nuestro facebook o nuestro instagram, para charlar.